El objetivo es que los deportistas senior que representan a Chile también puedan acceder a un financiamiento estatal

 

La diputada de Renovación Nacional (RN), Erika Olivera, presentó un proyecto de resolución que busca que se abra un ítem dentro del Programa de Becas para Deportistas de Alto Rendimiento, conocido como Proddar, destinado a otorgar apoyo financiero a los deportistas adultos mayores, es decir, en categoría senior o máster.

 

La parlamentaria fue acompañada por la destacada nadadora nacional Eliana Bush, nadadora de 84 años, quien obtuvo medalla de bronce en los 200 metros combinados y 400 metros libres del Mundial de Natación Masters de Budapest (Hungría), el año pasado.

 

Estamos solicitando que se cree una línea especial dentro de la beca Proddar para el deporte máster.Sabemos que nuestro país va envejeciendo, sin embargo, hay muchos deportistas que son de la categoría máster que representan a Chile, como el caso de la señora Eliana Bush, que es campeona en natación, y así como ella hay muchos deportistas que nos representan a nivel internacional”, sostuvo la legisladora.

 

La diputada RN por la Región Metropolitana explicó que “lo que buscamos es que a través de esta línea de financiamiento ellos puedan ser considerados como un deportista más dentro de nuestro país, así que hacemos un llamado a las autoridades a que acojan esta solicitud y ojalá de acá al año 2019 tenerlo como línea de financiamiento para las distintas competencias y preparación que tienen los deportistas máster.

 

Este proyecto lo estamos presentando para que el próximo año 2019 ya se pueda tener en consideración(en el presupuesto para el año 2020), porque sabemos que hoy las líneas de presupuesto dentro del mundo del deporte son bastantes, por lo tanto está enfocado a lo que va a ser el próximo año”, sentenció.

 

Por su parte, la nadadora Eliana Bush reclamó que en la última Ley del Deporte se dejó fuera de incentivos a los deportistas de categoría senior.  

 

Nos dejaron a los deportistas máster o senior y juveniles fuera de todo incentivo. Y la gente de la tercera edad, la mayoría, tenemos una jubilación paupérrima y esa gente a veces queda con que no tiene plata ni para pagar la micro para ir al lugar del atletismo, del básquetbol o de natación que es el caso mío. Entonces uno tiene que vivir pedigüeñando”, finalizó la deportista.