Secretario general RN, Mario Desbordes, por balance del Poder Judicial: “Hay un problema en la apreciación que están haciendo los tribunales de Garantía”.

Además, afirmó que el Gobierno “ya no tiene más no tiene ni más tiempo ni más plazo para abordar en serio la agenda corta antidelincuencia”.

El secretario general de Renovación Nacional, Mario Desbordes, salió al paso de las declaraciones del presidente de la Corte Suprema, Sergio Muñoz, quien tras presentar un balance de las cifras del poder judicial en 2014, afirmó tajante que “no hay puerta giratoria”.

Para Desbordes, es necesario que el poder judicial reconozca que “el 13 por ciento de los casos en los que no se concede la prisión preventiva, nos indica que hay un problema en la apreciación que están haciendo los tribunales de garantía del peligro que reviste el detenido para la sociedad. El 93 por ciento de las denuncias de delitos contra la propiedad ni siquiera llega a juicio, ni siquiera se investiga, son archivados”.

El personero RN apunta que, pese a que la delincuencia en Chile obedece a múltiples causales, “evidentemente, una de ellas son los problemas en la aplicación de la justicia. Tenemos que tomar conciencia de aquello”.

Tras referirse a la balacera ocurrida este miércoles en el Centro de Justicia, Desbordes afirmó que “el Gobierno ya no tiene ni más tiempo ni más plazo para abordar en serio la agenda corta antidelincuencia”.

“Hay 66 mil prófugos de la justicia hoy en Chile, 66 mil personas que están con órdenes de detención circulando por las calles y por lo tanto toda la letra chica que el gobierno le metió a la propuesta de control de identidad hace que esta facultad que se le entrega a las policías que está en todos los países desarrollados sea finalmente letra muerta”, señaló.

Finalmente, el secretario general RN señaló que “nadie pretende reincorporar la detención por sospecha. Eso es falso, eso es mentira. Pero sí creo que cualquier ciudadano chileno está conmigo que a las policías se les debe dar esa facultad”. “Se ha dado una paradoja muy particular. Uno escucha a ciertas personas que desconfían de las policías, cuando son las dos instituciones mejor evaluadas de Chile. La gente confía en las policías. La Nueva Mayoría no confía en las policías”, agregó.