Récord histórico en listas de espera de salud

Por el senador José García Ruminot,

Se necesitan candidatos que tengan ideas claras, propuestas prácticas, que sean creativos, que hablen con la verdad. Se requieren modificaciones en la gestión de la salud pública de manera urgente para que la situación no siga empeorando.

 

Los resultados en salud han sido negativos durante este Gobierno y no hay señales de mejorar. La deuda hospitalaria aumenta a un ritmo cada vez mayor, aumentan las Garantías Explícitas en Salud vencidas, no se va a llegar a un tercio de las 5.253 nuevas camas prometidas en campaña, cada vez se destinan más recursos a la contratación de servicios a privados, y las listas de espera siguen aumentando.

 

En enero la lista de espera quirúrgica se encontraba en su máximo histórico, con 268.570 personas. En febrero se alcanzó un nuevo y triste récord, 271.402 personas esperando una operación que les puede cambiar significativamente la calidad de vida, tanto a los pacientes como a sus familias. La lista de espera quirúrgica ha aumentado en 25 mil personas cada uno de los tres años que van de este Gobierno; 24 por ciento de incremento en tan solo tres años.

 

Lista de espera para horas con especialistas también alcanzó su récord absoluto, con 1 millón 627 mil personas, superando en 4 mil pacientes el máximo anterior, que data de junio 2016. Entre ambas listas de espera hay 1.898.648 personas, eso significa que alrededor de un 11 por ciento de los chilenos está esperando atenciones en la salud pública.

 

Por otra parte, resulta incomprensible que con este contexto se insista en incumplir con los plazos para la entrega de datos, que es el único mecanismo de fiscalización con que cuenta la ciudadanía. Ya debiésemos conocer las listas de espera de marzo, pero la información entregada esta semana corresponde al mes de febrero. La ley obliga a informar 30 días después de terminado un mes, pero el Ministerio de Salud pareciera estar sobre la ley.

 

Este Gobierno, hasta el momento, ha reprobado en salud. Se requieren modificaciones en la gestión de la salud pública de manera urgente para que la situación no siga empeorando. Un buen paso sería que el Ministerio de Salud, por respeto a los casi 2 millones de chilenos que esperan atención médica o cirugías, cumpla con sus obligaciones informativas.

 

Fuente: Austral Temuco