Frank Sauerbaum, ex diputado por Ñuble: “Tenemos malos resultados en el crecimiento económico y un gobierno sin decisión política al respecto”

Al iniciarse el mandato de la Presidenta Bachelet, la expectativas de crecimiento para 2016 eran de 4,5%; según la encuesta publicada ayer,  este año el país crecerá 1,6%. En tanto para el 2017, el año pasado se proyectaba un 4%; las expectativas hoy han caído exactamente a la mitad, esperándose para 2017 un crecimiento de 2%.

Otros datos relativos al crecimiento 2010-2013 señalan que  mejoró la vida de millones de chilenos: Tras un crecimiento de 5,3% promedio, en dicho periodo, Chile crecerá por tercer año consecutivo por debajo del 2%, menos de la mitad del ritmo de progreso que estaba mostrando el país cuando la Nueva Mayoría se instaló en La Moneda en marzo de 2014.

Frente a este escenario, el ex diputado por Ñuble, Frank Sauerbaum, señala que “ese ritmo de progreso económico (entre 2010 y 2013) se tradujo en una caída histórica de los niveles de pobreza, en la creación de un millón de nuevos empleos, en el alza de los salarios, y en general, en un mejoramiento de la calidad de vida de los chilenos. No basta el discurso, se requiere decisión política”.

El ex parlamentario afirma sus dichos indicando que “por incompetencia en el manejo de la economía o por incapacidad de tomar decisiones políticas, el gobierno no cuenta hoy con un plan de recuperación económica;  O sigue refugiado en explicaciones que no se condicen con la realidad -precio del cobre, factores externos, barreras de productividad, entre otros- para justificar la caída significativa de la economía, o persiste en impulsar proyectos de ley que generan desconfianza -reformas de aguas, mociones laborales, Sernac ´con dientes´, entre otras- y en negar el impacto que han tenido las reformas ya promulgadas, en particular la tributaria y la laboral.

En esa línea, según la encuesta Cadem publicada ayer, el crecimiento económico y la creación de empleos se instalan como la tercera prioridad de la gente para 2017, sólo por detrás de salud.

“Así, ante la pregunta sobre las áreas a las que el gobierno debería destinar mayor esfuerzo el próximo año, en primer lugar aparece la lucha contra la delincuencia (35%), seguido de salud (33%) y crecimiento económico y creación de empleo (28%). Impulsar una nueva Constitución aparece sólo en el 7° lugar (15%), mientras que aprobar una ley de aborto aparece en el 9° (5%). Esto es un claro ejemplo que este gobierno ha perdido la brújula del crecimiento”, remató Sauerbaum.